Leer o leído

Durante el día, a un ritmo constante

como el de una gotera

puedes ver a un montón de viejiños

apelotonados frente a la vitrina,

mirando atentos lo escrito ahí,

esperando no encontrar su nombre

en las esquelas de la funeraria.

La diferencia entre leer y ser leído

es la vida misma.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s